Cuentos cortos » Cuentos infantiles cortos » El hombre de nieve

El hombre de nieve


Este cuento infantil corto, nos habla acerca de un hombre que era de nieve, y que se enamoró de una estufa que calentaba el sótano en invierno. Cuando el sol se ponía por las noches, el hombrecillo miraba como las personas salían a patinar y deseaba poder moverse de su lugar para acompañarlas. Por la mañana, la escarcha lucía resplandeciente en los árboles y un perro viejo se acercó a él.

hombre de nieve

-¿Qué es ese ojo resplandeciente que me mira todos los días, antes de caer la noche?-le preguntó el hombre de nieve-. Me parece que no es alguien en quién pueda confiar.

-Ese es el sol-respondió el perro-. Ya llegará el momento en que él te haga derrumbarte cuesta abajo, como ha sucedido con otros antes que tú.

-No entiendo bien a que te refieres-dijo él-. ¿Vives en la casa de enfrente, cierto? Cuéntame como es allí. Todos los días veo salir a la gente.

-Apenas recuerdo como son las cosas adentro, puesto que cuando era cachorro me dejaban permanecer en el interior. Luego crecí y me trasladaron al sótano, que era un lugar muy cómodo con la estufa calentando mis patas del frío. Pero un día mordí al hijo pequeño, después de que me quitara mi comida y desde entonces, estoy condenado a permanecer afuera. ¡Oh, cuánto extraño sentir la llama de la estufa contra mi cuerpo envejecido! ¿La ves? Esta ahí, en el sótano.

El hombre de nieve miró a través de la ventana baja que señalaba el can y logró distinguir aquel mueble oscuro, que trabajaba con carbón. Sintió un anhelo en su interior que fue creciendo día tras día. Siempre se volvía para mirar a su amada en el interior del sótano.

Cuando llegó el verano, su cuerpo se derritió dejando ver un atizador para el fuego que los niños habían usado como base para construirlo.

-Ahora entiendo porque se enamoró de la estufa-habló el perro-. ¡Si hasta él era parte de ella sin saberlo!


Crecemos gracias a ti, comparte :)



Antes de irte, déjanos tu opinión :)

comments powered by Disqus