Cuentos cortos » Leyendas cortas » La leyenda del unicornio

La leyenda del unicornio


Esta leyenda corta nos habla acerca de los unicornios, unas criaturas que supuestamente habitan y siguen ocultándose, en las partes más recónditas de los bosques.

unicornio

En la Edad Media, las personas tenían una fuerte creencia en el unicornio, una criatura mística con cuerpo de caballo, que posee un largo cuerno en medio de su cabeza. Muchos hombres acostumbraban entrar en los bosques con el fin de encontrar a estos animales y cazarlos para obtener sus cuernos, ya que se decía que estos tenían enormes propiedades curativas, como la de eliminar cualquier veneno o sanar enfermedades graves.

La tradición decía que para atrapar a un unicornio, se necesitaba la presencia de una doncella pura de corazón y sin malicia, hacia la que la criatura se sentíría irremediablemente atraído. Ella tenía que recostarse bajo la sombra de un árbol en total silencio y esperar a que el animal acudiera para recostar la cabeza sobre su regazo.

Una vez que esto sucedía, el unicornio se quedaba dormido y era cuando las personas que acompañaban a la muchacha, aprovechaban para atraparlo o cortarle el cuerno.

El origen de estos seres se remonta a la India Antigüa, en donde las leyendas ubican sus primeras apariciones. A pesar de no caracterizarse por ser agresivos, si eran bastante escurridizos y casi siempre lograban escapar cuando los cazadores los divisaban e iban tras ellos, a no ser que utilizaran el método de la doncella.

Hoy en día, la gente ha dejado de creer en ellos y se los tiene como pura mitología, al igual que las sirenas, los elfos y las hadas, por ejemplo. Quién sabe si ocultos a la vista humana, continuan caminando por los lugares más misteriosos del mundo, solo dejándose ver por quiénes son privilegiados y carecen de malas intenciones.

Y tú, ¿crees en los unicornios?


Crecemos gracias a ti, comparte :)



Antes de irte, déjanos tu opinión :)

comments powered by Disqus