Cuentos cortos » Cuentos infantiles cortos » El molino mágico

El molino mágico


Este cuento corto infantil, proviene del país de Noruega, en donde surgió como una explicación ficticia acerca de la sal del mar.

barco

¿Tienes idea de porque el agua de los óceanos es salada? Cuentan que hace mucho tiempo, vivió un capitán que se dedicaba a viajar por todo el mundo, a través de su barco. Él era audaz e intrépido, pero también muy ambicioso. Tales eran sus ansias de riqueza que muy pronto, comenzó a hacer negocios con los comerciantes de las costas que visitaba.

Un día, desembarcó en un muelle noruego y tras charlar con un vendedor, decidió comprar un lote completo de bloques de sal, pensando que después podría revender el producto en alguno de sus próximos destinos.

Así pues, el capitán volvió a zarpar junto con su tripulación y en medio de la noche, llegaron a una isla que se levantaba entre las olas del mar. Pensando en que podrían descansar para retomar su travesía al día siguiente, los marineros anclaron el barco y todos juntos, bajaron a tierra firme.

Sin embargo, grande fue la sorpresa del capitán al descubrir a un hechicero mientras caminaba por los matorrales, quien se encontraba moliendo algunas piedras con la ayuda de un curioso molino, que funcionaba por sí solo cuando repetía las siguientes palabras: “Muele que te muele”.

El capitán, al darse cuenta de esto, pensó que dicho artefacto podría serle muy útil y esperando a que el mago se durmiera, acudió con algunos hombres de la tripulación a robar el molino, tras lo cual se apresuraron a adelantar su retirada de la isla. En el camino, se puso a moler la sal pronunciando el mismo encantamiento que había escuchado, pero con el paso de las horas, le fue imposible detener al objeto.

El barco se llenó de sal y todos los marineros tuvieron que bajar de él, dejando que se hundiera junto con el molino, que aún hoy sigue funcionando en las profundidades del óceano.


Crecemos gracias a ti, comparte :)



comments powered by Disqus